“Y llegó el dia… no estábamos nada nerviosos, sabíamos que nuestra boda estaba en buenas manos.

La atención fue espectacular, desde el primer día que visitamos la bodega sabíamos que ese era el lugar perfecto. Leo, nos dio la tranquilidad y los mejores consejos que se pueden dar a la hora de preparar un evento tan importante.

El día de la boda tuvimos un servicio inmejorable, una atención hasta el más pequeño detalle, no faltó nada y no falló nada. Laura y Leo, lo tenían todo controlado y no dejaron que nada fuera mal.

Que decir de Bodegas Lalanne, es un lugar precioso, en un entorno inmejorable y lleno de magia, sus jardines, su patio, su salón… todo es maravilloso.

Para nosotros no había un lugar mejor.

Fotos de Jonathan Varela.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *